El rol del periodismo gastronomico

cocina

El químico español y profesor de gastronomía Pere Castells señaló hoy en una charla aquí con los comunicadores cubanos la necesidad de que los medios informen sobre el desarrollo de las artes culinarias de forma correcta.

Durante una reunión en el Instituto Internacional de Periodismo José Martí (IIPJM) en la capital, el académico detalló algunos de sus estudios en los que priorizó la relación adecuada entre ciencia y gastronomía.

Esta reunión se llamó el Día del Periodismo Gastronómico, Nutricional y Enológico, en el que participaron profesionales del sector junto con chefs y otros especialistas locales.

Al inicio de la reunión, el director del IIPJM, Ariel Terrero, mencionó el evento como el primero en estimular un periodismo más profundo para abordar el desarrollo gastronómico de este país, impulsado por el turismo.

El profesor dijo que se trata de tener en cuenta la multiplicación de la gestión gastronómica no estatal en lugares conocidos como Paladares o restaurantes privados.

El presidente de la Federación de Asociaciones Culinarias de la República de Cuba, Eddy Fernández, asistió a la reunión.

Castells, invitado por el Instituto, inauguró la conferencia, que también contó con un panel en el que participaron el presidente de la Cátedra de Gastronomía y Turismo de Cuba, Jorge Luis Méndez, la académica María Esther Abreu y el profesor y periodista Amaury del Valle.

El orador catalán argumentó que ahora se habla mucho sobre nutrición, pero a veces los medios publican errores.

Para ello, recomendó, es necesario contar con un estudio por parte de los periodistas, que tengan conceptos claros, y de la misma manera puedan establecer un puente con la población en el área de la gastronomía.

Autora del libro La cocina del futuro, Castells aclara temas como el vocabulario, los productos de la tradición y el exotismo en la cocina, otros productos de la comida humana y la fecha de caducidad.

Abarca el desperdicio de alimentos, la sostenibilidad y la sensibilización en el sector.

El académico interpreta una variedad de temas tales como texturas de alimentos, beneficios y tendencias, productos ancestrales y alimentos para la creciente población mundial de personas mayores.

Argumenta la textura, pero sobre todo insiste en el papel de la gastronomía como factor social y vehículo de denuncia, ya que está entrelazada con los valores que deberían devolver a la sociedad sus proyectos más beneficiosos.

Castells también hizo hincapié en la necesidad de comprender que para los seres humanos no solo se trata de comer para vivir, sino también del placer de cocinar, junto con la importancia de las tradiciones.